Los aranhazos de la lluvia

Ha llovido torrencialmente casi toda la noche, con aparato electrico y truenos. En mi habitacion no dejo de pensar en el campo. Ayer fue un dia duro por la lluvia, el suelo encharcado es molesto para andar, te calas, te deprimes…ayer no encontre tres tiendas a las que les llevaba unas bolsas de juguetes. Pese a todo soy un privilegiado que tengo techo y agua caliente.

Los repartos son un tema serio. No te puedes dejar a nadie sin entregar lo que se esta repartiendo. Hace falta seguir escrupulosamente el censo. Ellos tienen unas tarjetas verdes con el numero de tienda y el de las personas que viven (que ironia!) en ella, si son hombres, mujeres, ninhxs…y las edades.

El problema es que hay gente que se cambia de tienda, se va a otro campo y deja o vende la tarjeta a otros, vienen nuevos…en fin es la tarea de Penelope, haciendo y deshaciendo continuamente.

Me cuentan Paula, Laia y Gisela, medicas de Barcelona que han estado unos dias, que no hay una coordinacion eficaz entre grandes ONG sanitarias, que en vez de venir dos a tiempo parcial (MDM y MSF) seria mas eficaz que estuviera una sola a tiempo completo. Otro problema son los ninhxs que hay en el hospital. Cristina es de las que los visita regularmente. Hay que llevar comida para ellos, sus madres y a veces otros hermanos que no tienen con quien quedarse.

Por la noche Berta, una de las coordinadoras y Diego, bombero de La Corunha, me cuentan sobre el dinero. Los refugiadxs cada vez tienen menos y estan en situacion mas precaria. Las tarjetas de credito no existen y un escaso 20% reciben envios de las familias desde Alemania y otros lugares a traves de Western Union y similares.

Hanlamos del acuerdo Schengen, las fronteras, donde hay paso, donde no,…quien es capaz de hacer una lista con las fronteras a pasar desde la isla Kios a Alemania. La dificultad  que supone que solo se puede tramitar el asilo en el primer pais de la UE que se pisa, lo que supone que el “marron” se quede en Grecia.

La cita poetica de hoy se la dedico a una mujer que admiro. Teresa de Calcuta. “Quien salva a una persona salva a la humanidad”. Esto da un poco de sentido a lo que estamos haciendo. Sabado, 21 de mayo, el dios de la lluvia sigue cayendo sobte Katsikas.

Advertisements
%d bloggers like this: